Pages

Saturday, March 14, 2009

Sin brincar los charcos (01)
Sintió sus pies mojados por la llúvia
alborotó su cabello una vez más,
hacía dos días que no se bañaba
así que el agua no le había sentado
nada mal y aquel hombre enamorado
seguía su camino, un camino que había
decidido tomar, el camino del presente,
del ahora, de el no voltear hacia atras,
el sendero de creer en el generoso
paso del tiempo por nosotros... el de
soñar con que siempre habrá
una Yoko para un John,
una Courtney para un Curt,
una Nancy para un Sid
y hasta una Julieta para un Romeo.
Benditos los días de lluvia,
pues nos recuerdan que
el agua hace surgir la vida
hasta del más sucio fango.

1 comment:

David Nateras said...

Esto me recuerda "bailando bajo la lluvia" de Gene Kelly. un clásico.
un saludo
hl